¿Seguro de coche para pagar mes a mes o anualmente?

13 January 2021

¿Seguro de coche para pagar mes a mes o anualmente?

A la hora de pagar el seguro de coche, podremos hacerlo tanto mensualmente como anualmente. Pagar mes a mes implica un mayor coste general, pero podremos manejar mucho mejor nuestro presupuesto. Abonando la cantidad de forma anual, lo más probable es que ahorremos algo de dinero. Dependiendo de los ingresos y de la situación financiera de cada persona, habrá que valorar lo que resulta más conveniente. 

Fraccionamiento del pago de la póliza

Por lo general, las aseguradoras cobran la póliza de forma anual, recibiendo la prima por adelantado y renovándose automáticamente. Pero si un cliente no es capaz de abonar todo de golpe, es recomendable que contacte con el servicio de atención al cliente y consulte las posibilidades existentes. Si la compañía de seguros permite pagar el seguro mes a mes, es esta la que determina los plazos de vencimiento en los cuales debe depositarse el dinero. 

Al fraccionar la póliza, las compañías de seguros suelen dar la posibilidad de pagar la prima total mes a mes, de forma trimestral o semestral. Pagarlo de forma fraccionada va a depender de la aseguradora, por eso es aconsejable que nos informemos bien de las condiciones del seguro de auto antes de contratarlo. 

No todas las modalidades de seguros se acogen a los pagos a plazos. Es probable que los seguros a terceros o básicos no ofrezcan esta posibilidad. La cantidad del importe que hay que abonar por la prima también puede que limite la probabilidad de abonar la prima por plazos. 

Lo más normal es pagarlo de una vez, lo cual se considera la alternativa más económica. En muchas ocasiones, las aseguradoras premian con descuentos sobre el precio final a los clientes que lo hacen de esta forma. Otras compañías de seguro no establecen ningún tipo de recargo ni de intereses en el importe final de la prima si esta se paga de manera fraccionada. Ten claro que todo ello venga bien especificado en el contrato para que en el futuro no se den problemas. 

Factores a tener en cuenta al fraccionar el pago del seguro de coche

A pesar de la clara ventaja que obtenemos por pagar el seguro de coche a plazos, habrá una serie de factores que debemos tener en cuenta para tomar esta decisión, pues también tiene ciertos inconvenientes. 

  • Pagar el seguro de auto de forma fraccionada puede significar que abonaremos un recargo sobre el precio final. Será conveniente informarnos sobre los posibles recargos que la aseguradora aplique a tu cuota. Esto provocará que el seguro acabe siendo más caro de lo inicialmente esperado. Los recargos pueden ser entre un 4 % y un 7 % para los fraccionamientos semestrales, y entre un 8 % y un 14 % si la cuota se paga de forma trimestral. Cuantas más cuotas tengamos, mayor recargo abonaremos. 
  • No todas las cuotas fraccionadas son las mismas. La primera siempre suele ser un poco más cara que las demás. Este factor se da como consecuencia de la parte que se destina al Consorcio de Compensación de Seguros (CCS).

Otra de las opciones que tenemos a nuestra disposición es la de establecer un débito directo, es decir, el cliente acogido a este método da permiso al banco para que debite de forma automática su pago mensual de una cuenta de cheques o ahorros. 

Lo que se pretende hacer de esta manera es pagar mensualmente y, más tarde, comprar un seguro anual para así evitar pagar los intereses que establecen las compañías de seguros. 

¿Qué ocurre si no seguimos abonando las cuotas del seguro?

La posibilidad que ofrecen las aseguradoras de fraccionar el pago de sus servicios es un gran beneficio para los clientes. Pero las limitaciones y los recargos que establecen provocan que los asegurados se vean disuadidos del pago a plazos. Esto lo hacen por los problemas derivados por el impago de una cuota. 

Al asegurar nuestro vehículo, la compañía aseguradora nos ofrece una póliza con vigencia de un año renovable. En el seguro, la prima cubre la anualidad completa, aunque el asegurado desee fraccionar el pago en cuotas. Para rescindir el contrato, habrá que avisar a la compañía de seguros con un mes de antelación antes del vencimiento. 

Gran número de clientes tienden a confundir las cuotas con la prima y piensa que la cobertura dura tan solo el plazo del pago fraccionado. Lo que realmente ocurre es que el seguro se contrata para un año entero y el asegurado debe pagar la prima por una cobertura anual. Si este no abona la cuota que corresponde y sucede un siniestro, puede meterse en graves problemas. 

Por lo tanto, las personas que contraten un seguro de coche con pagos fraccionados y deseen cancelar la póliza o cambiar de compañía, tendrán la obligación de abonar la totalidad de las cuotas de todo el año. 

 

En definitiva, fraccionar el pago de la póliza tiene sus ventajas y sus inconvenientes. Finalmente, optar por el fraccionamiento o pagarlo en una sola vez depende de nuestra situación económica en el momento en que contratamos el seguro de coche. La alternativa de establecer un débito directo también puede resultarnos muy beneficioso para ahorrarnos algo de dinero. No obstante, lo hagas como lo hagas, lo importante es que contrates un seguro de auto del tipo que sea para cumplir con la legalidad vigente.

Seguros de Coche

  • Una búsqueda, muchas opciones
  • Encuentra las mejores tarifas
  • Tus aseguradoras preferidas
Comparar Seguros
60 segundos. Es lo que tardas en calcular el precio de tu seguro de coche