Cuentas Bancarias > Cuentas Bancarias Online

Te ayudamos a encontrar la cuenta bancaria que mejor se adapta a ti y a tus necesidades. ¡Comparativa personalizada!

Más de <apex:outputText value="{0, number, ###,##0}"><apex:param value="1034323"/></apex:outputText> clientes confían en nosotros Más de 1,034,323 clientes confían en nosotros

  • Cuentas sin comisiones
  • Cuentas sin nómina
  • Ofertas y promociones al abrir una cuenta

Más de <apex:outputText value="{0, number, ###,##0}"><apex:param value="1034323"/></apex:outputText> clientes confían en nosotros Más de 1,034,323 clientes confían en nosotros

1. Selecciona el banco con el que ya tienes una cuenta corriente. 2. Indica si depositas tu nómina en la cuenta. 3. Indica tu situación laboral actual. 4. Selecciona tu nivel de ingresos. 5. Introduce tus datos personales. 6. Compara y elije tu entidad financiera.

Desde monmia ponemos a tu alcance un servicio de comparación para que encuentres las mejores entidades financieras para abrir tu cuenta bancaria. Utilizamos tus datos personales con el objetivo de ofrecerte resultados más personalizados y adaptados a tus necesidades. Toda la información personal recogida está protegida bajo la normativa vigente del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) y protegida bajo un sistema de cifrado SSL.

Antes de pedir un préstamo es importante que te prepares bien, que analices todos los motivos por los cuáles necesitas solicitarlo y que tomes una serie de medidas: 1. Conoce tu puntaje de crédito: este paso es importante ya que dependiendo del mismo, te será más o menos fácil obtener un préstamo. 2. Utiliza una calculadora de préstamos: de esta manera te asegurarás de que podrás pagar tu préstamo dentro del plazo establecido. Es recomendable utilizar un simulador para tener una idea clara de los intereses, precios y características de cada entidad financiera. 3. Busca un prestamista que te ayude con tu solicitud. Completada esta primera fase y contactado el prestamista o entidad financiera a la que deseas solicitar el préstamo, tendrás que cumplir unos requisitos determinados a la vez que presentar una serie de documentos. • Documentos de identidad • Justificante de ingresos • Comprobante de domicilio Una vez enviada toda la documentación, el prestamista o entidad financiera procederá a su verificación. A continuación y si todo está bien, será el momento de que te envié tu contrato. Una vez firmado, tu préstamo estará vigente, siendo depositado el dinero en tu cuenta corriente en un plazo de 24 horas, siendo a veces en el mismo día.
El uso que puedas darle a tu préstamo depende completamente de ti. Cada persona es un mundo, por lo que el uso que le de una puede ser bien diferente al que le de otra. Si estás pensando en solicitar un préstamo, a continuación te mostramos los motivos principales por los que las personas suelen solicitar uno: • Solventar tus deudas: en numerosas ocasiones el dinero que se obtiene a través de un préstamo es destinado al pago de deudas, impuestos y multas. • Reformas en el hogar: hacer reformas en casa puede costar mucho dinero. Muchas familias y personas solicitan préstamos personales a la hora de realizar reformas en casa. De esta manera pueden realizar la inversión con un menor impacto económico para ellos. • Comprar un vehículo: un préstamo puede ser la solución para hacer frente a la compra de un vehículo. • Viajes o vacaciones: muchas personas piden préstamos para poder financiarse viajes o vacaciones. • Estudios: hay casos en que los préstamos se destinan a estudios universitarios o cualquier tipo de formación complementaria que signifique un desembolso importante de dinero. • Gastos relacionados con los hijos: uno de los mayores gastos a los que se enfrentan las familias son los hijos. Un préstamo puede ayudar a pagar las cuotas del colegio, la universidad, etc.
TAE hace referencia a la tasa anual equivalente. En términos generales, el TAE de un préstamo es la cantidad real que tendrás que pagar por el dinero prestado por parte del banco o de la entidad financiera. En este concepto se incluyen las comisiones, el plazo de la operación y el tipo de interés. El TAE incluye dos conceptos clave tanto en los préstamos personales como en los hipotecarios: la comisión de apertura y la comisión de cancelación anticipada. • Comisión de apertura: incluye todos los gastos originados en el banco o en las entidades financieras por la tramitación de un préstamo. Normalmente la cuantía de esta comisión se cobra al principio y de una sola vez, cuando se firma el contrario, aunque es posible pagarla a plazos a lo largo de la vida del préstamo. • Comisión de amortización anticipada o de cancelación: aunque no sucede siempre, la mayoría de entidades financieras le ofrecen el derecho a sus clientes de cancelar su préstamo parcial o totalmente antes de que termine el plazo. Los intereses están estimados para el total de la vida del préstamo, por lo que si ésta se reduce, el banco recibe un beneficio menor. Este es el motivo por el cual las entidades cobran una comisión por cancelar o amortizar antes de tiempo.
Para que entiendas cómo funciona una hipoteca, es importante que veas paso a paso todos los elementos que la componen y que debes tener en cuenta cuando vayas a pedirla. Una hipoteca es un préstamo con una garantía hipotecaria en el que la casa o la vivienda es la garantía. Esto significa que el banco, en el caso de que no hagas frente a los pagos del préstamo, puede quedarse con la casa. Toda hipoteca está compuesta de tres elementos: • El capital o cantidad de dinero que el banco te presta y que tienes que devolver en cuotas mensuales. • El interés o porcentaje del capital que has de pagar por el préstamo. • El plazo o tiempo que tienes para poder devolver tanto los intereses como el capital. Según el tipo de interés, que es el precio que la entidad financiera te cobra por prestarte el dinero, puedes diferenciar tres tipos de hipotecas: • Hipoteca fija • Hipoteca variable • Hipoteca mixta Además del tipo de interés has de fijarte en el TIN y el TAE, tasas que determinan lo que le pagas al banco por el dinero prestado. Una vez contratas tu hipoteca, es importante que selecciones el tiempo que vas a tardar en devolver tu hipoteca. El plazo medio en España es de 23 aos, aunque puede variar dependiendo de la hipoteca y tus circunstancias personales.
Si quieres domiciliar tu nómina para conseguir regalos, ¡bien hecho! Muchos bancos ofrecen ventajas para nuevos clientes, pero después de un tiempo la rentabilidad deja de ser tan buena. Dicho de otro modo, llega el momento de buscar otro banco y mover nuestro dinero. Ya no es necesario abrir una cuenta en Suiza para sacar el máximo partido a nuestro dinero. Solo hace falta comparar para encontrar las mejores ofertas del mercado.
Como norma general, si queremos crear una cuenta online en España, los únicos requisitos serán poder identificarnos sin ninguna duda y disponer de la tecnología adecuada para llevar a cabo la firma online de los documentos correspondientes mediante un smartphone. Para ello, los requisitos mínimos que nos pueden pedir son: Tener a mano nuestro DNI, NIF o pasaporte escaneado o fotografiado con el teléfono móvil para subirlo a la web o la app. Poder realizar una videollamada de confirmación de identidad. Contar con un número de cuenta en otra entidad como titular. Dar los datos del domicilio para el envío de las tarjetas y posibles documentos que pueda enviar el banco en el futuro. El titular —al menos uno de ellos, si hay más— debe ser mayor de edad. Por ejemplo en las cuenta joven destinadas a menores de edad.
Las cuentas corrientes son aquellas que están pensadas para realizar nuestra operativa diaria, como recibir nuestra fuente de ingresos, realizar pagos y domiciliar recibos. Por su parte la cuenta de ahorros es aquella que, sin necesidad de inmovilizar el dinero, permite generar una mayor rentabilidad para nuestro dinero.
Una cuenta bancaria vacía no está cerrada. Simplemente no tiene un equilibrio. Dependiendo del banco después de que pase un período de tiempo específico, la cuenta se considerará inactiva. Algunos bancos cobran una tarifa de cuenta inactiva. Si su cuenta bancaria está vacía, se asegura de que no se adeuden pagos, de lo contrario, su cuenta podría quedar en descubierto y se le multará por ello.
Un Embargo es cuando se congela su cuenta bancaria y / o se quita dinero de ella sin su permiso para pagar una deuda impaga. Si la cuenta bancaria no tiene fondos suficientes para pagar la deuda, sus activos también pueden formar parte del embargo.
CVC significa Card Verification Code, y es un código de seguridad presente en las tarjetas. En los últimos años se han implementado diversas medidas para proteger a los usuarios de tarjetas de crédito de robos de identidad y compras fraudulentas. Una de ellas es la incorporación de este número o código de seguridad, el cual generalmente tiene tres dígitos y se sitúa en la cara posterior de la tarjeta. Al momento de realizar una compra por Internet o por teléfono, es obligatorio indicar ese número para asegurar que se cuenta con el documento en la mano y que no se trata de datos copiados. El código CVC es muy difícil de clonar debido a la forma especial en la que se imprime sobre la tarjeta. Este código también se conoce como CVV, Card Verification Value.
Como norma general, si queremos crear una cuenta online en España, los únicos requisitos serán poder identificarnos sin ninguna duda y disponer de la tecnología adecuada para llevar a cabo la firma online de los documentos correspondientes mediante un smartphone. Para ello, los requisitos mínimos que nos pueden pedir son: Tener a mano nuestro DNI, NIF o pasaporte escaneado o fotografiado con el teléfono móvil para subirlo a la web o la app. Poder realizar una videollamada de confirmación de identidad. Contar con un número de cuenta en otra entidad como titular. Dar los datos del domicilio para el envío de las tarjetas y posibles documentos que pueda enviar el banco en el futuro. El titular —al menos uno de ellos, si hay más— debe ser mayor de edad. Por ejemplo en las cuenta joven destinadas a menores de edad.
Las cuentas corrientes son aquellas que están pensadas para realizar nuestra operativa diaria, como recibir nuestra fuente de ingresos, realizar pagos y domiciliar recibos. Por su parte la cuenta de ahorros es aquella que, sin necesidad de inmovilizar el dinero, permite generar una mayor rentabilidad para nuestro dinero.

Cuentas sin comisiones

Una de las mayores ventajas de tener una cuenta bancaria online es que no suelen cobrar comisiones por mantenimiento o administración de la misma.


Cuentas sin nómina

Muchas entidades financieras permiten abrir una cuenta bancaria sin la necesidad de pedir una nómina o requisitos especiales para aquellos que quieran tener una cuenta adicional.


Ofertas y promociones al abrir una cuenta

La mayoría de entidades ofrecen promociones y ofertas especiales a sus nuevos clientes a la hora de abrir una cuenta bancaria con ellos. Otras ofrecen descuentos y regalos una vez contratada la cuenta.


Mejora de tus finanzas personales

Con el nacimiento del Fintech puedes acceder a una amplia multitud de productos financieros sin moverte de casa, permitiéndote ver gráficos que reflejan tus hábitos de consumo y ahorro.


Ahorro de tiempo y dinero

El disponer de una cuenta bancaria online puede ahorrarte tiempo y dinero a la hora de realizar tus gestiones. Puedes realizar transferencias o comprobar el estado de tu cuenta en solo minutos.



Una cuenta bancaria es una cuenta financiera mantenida por un banco u otra institución financiera en la cual las transacciones (entrada y salida de dinero) realizadas tanto por el banco como por el cliente quedan registradas y almacenadas.